Ascension Dreamscape, en el reino de los sueños

2
31
Caja de Ascension Dreamscape

Stone Blade Entertaiment publica Ascension Dreamscape, la nueva expansión de su juego de creación de mazos. Diseñado por Justin Gary, Rob Dougherty y Brian Kibler, este nuevo título añade nuevas mecánicas, recursos y poderosas cartas.

Caja de Ascension Dreamscape

Ascension Dreamscape es un juego  de cartas de construcción de mazos para 1 a 4 jugadores, puede jugarse de forma independiente, o combinarse con los anteriores títulos de la franquicia para permitir la participación de hasta seis jugadores.

El sistema de juego de Ascension es similar al de otros títulos de construcción de mazos, los jugadores añaden cartas a su baraja comprándolas de un mazo común. Las primeras seis cartas se colocan boca arriba y están disponibles para su compra, cuando las cartas se adquieren se colocan las seis siguientes. Los puntos de victoria se consiguen de tres formas: por las cartas que se compran, derrotando monstruos usando los recursos que aparecen en algunas de las cartas y jugando las cartas que conceden puntos de forma directa.

Ascension Dreamscape, nuevos recursos, cartas ocultas y poderosas visiones

Ascension Dreamscape nos trae nuevas mecánicas de juego. En primer lugar, aparece un nuevo recurso, el Insight, que permite a los jugadores adquirir las cartas de sueño. Cada jugador tiene una zona de sueño donde colocará tres de dichas cartas. Ningún otro jugador puede verlas y se podrán comprar cuando se tengan los recursos suficientes, pudiendo preparar poderosos combos. También existen poderosas cartas llamadas visiones, con un gran impacto en el juego si se consigue ponerlas en la mesa.

Ascension Dreamscape cuenta también con nuevos ilustradores. Stone Blade Entertaiment lanzará la expansión el próximo 18 de diciembre. Ascension fue publicado en 2010, la rapidez de sus partidas y los pequeños cambios en las mecánicas de las continuas expansiones, le han hecho ganar una amplia repercusión a nivel internacional. Aunque Asmodee lo publica en su edición en alemán, es muy poco probable que llegue a nuestro país en una versión en castellano.